Busco novio que me retire

10.07.2014

Sí, si, has leído bien. Busco novio, pareja, cómplice, enamorado, futuro, galán, novio, pretendiente, prometido para que me retire o retire a Marina de la circulación.

Esta sentencia no atiende a motivos económicos. No necesitaría ni un céntimo de mi futurible, desde hace década y media me mantengo yo solita sin haber recibido (ni pedido) jamás ayuda de nadie. Atiende a querer encontrar eso que el dinero no paga y por ese motivo yo misma no me lo puedo procurar. Déjame que te explique mejor.

Mis reflexiones vienen porque ayer constaté de primera mano la existencia de algo que se me antojaba una utopía. Otro alma errante con una sexualidad liberada e intensa, un hombre excepcional que supo rascar hasta sacar lo que yo ni tan siquiera sabía albergaba, ha encontrado ya hace unos meses a su absoluta alma gemela, una mujer que vive la sexualidad de la misma forma con el añadido de tener que haberse visto juzgada por expresarse libremente sin hacer mal a nadie. Le brillaban los ojos al hablar de su enamorada y relatar cómo sucedió cuando ya no tenía esperanzas de volver a encontrar a nadie más en esta vida. Me moría de alegría y envidia a partes iguales...

Siempre he sido perfectamente capaz de discernir entre sexo y amor, pasión y deseo, atracción y admiración, si bien en ciertas citas con clientes se crea un vínculo y un juego previo que hace que me semienamore,. Descubres personas increíbles e interesantes a rabiar, con un mundo interior desmesurado, me emociono preparando la cita, acudo a su encuentro sin pensar en nadie más, dejo de atender el teléfono horas antes... ¡Hasta suelo llegar nerviosa!. El rato juntos es nuestra burbuja, imposible describir las sensaciones de las miradas, risas y sonrisas. Determinadas caricias que te ponen el vello de punta. Un beso más tierno, apasionado o salivado de lo esperado. ¿Eso es lo que se llama una Girl Friend Experience? Supongo que si, soy sólo suya... Nos despedimos levitando y cada uno regresa a su vida al margen del otro. Poco después, me ilusiono si recibo un whatsapp, un correo sincero, y con el tiempo, lentamente, el embrujo se diluye... Para cuando eso ocurra, ambos nos habremos semienamorado de otras personas unas 20 veces.

En el momento concreto que vivo, esto encaja, lo saboreo y exprimo. Francamente, no puedes hacerte una pequeña idea de hasta que punto lo disfruto y el nivel de conexión que alcanzo con esas personas. Quienes me conocen me dicen que de un tiempo a esta parte resplandezco, y sé que se debe a reflejar en mi exterior el cúmulo de tantas experiencias, de Marina, de mi yo oficial, de las dos mezcladas...Pero ambiciono a más. Y como soy mujer, tengo cambios hormonales y días ñoños en los que escuchando el relato de mi ex amante anhelo lo que él tiene: una persona que me quiera, comprenda y respete por cómo soy, en todas las facetas de mi vida. Alguien a quien contarle cómo ha ido mi día y me cuente el suyo, compartir una alegría y quedarme embelesada mirándole por la admiración que me despierta. Tener un compromiso que vaya más allá de lo carnal, amar a alguien no es posesión, significa un continuo "te doy". Te doy tu espacio, tu tiempo, tu libertad, no te exijo nada. Y ante ese respeto de la individualidad, deseo compartir muchas experiencias: proyecto de vida, proyectos profesionales, vida social, familiar, quizás hasta crear una propia, y sin duda alguna, compartir sexualidad, que es lo que a mi entender da contenido a la pareja y la diferencia de un par de amigos, compañeros de piso, coeducadores o socios en una sociedad de gananciales . Compartir morbo y experiencias, sorprendernos a solas, sorprendernos en público con comentarios lascivos sobre la dependienta de la gasolinera (¿los haces tú o yo?); que me pidas que tontee con el chico que me mira desde el otro lado de la terraza. Que quedemos con una preciosidad mulata y nos compartamos mutuamente. Que me compartas con otro hombre y lo observes con deleite. Y tantos juegos y vivencias como la imaginación nos permita.

No concibo una relación de pareja que me llene sin ese nivel de generosidad y compenetración. Insisto, una persona que me quiera, comprenda y respete por cómo soy. He tenido quien me ha querido sin comprenderme, por tanto es complicado respetar lo que no se entiende y genera frustración. Me encantaría encontrar a ese hombre con quien pudiera vivir experiencias de la intensidad de las que procura la vida de Marina. Y como no se debe ser avaricioso, si ya las tuviera con él, Marina pasaría, irremediable e irrefrenablemente, a formar parte de una etapa que se habría cerrado. Como otras anteriores.

Seguiré con los ojos abiertos, quizás haya suerte y se cruce algún día en mi camino.

Firmado:

Yo.

Nota aclaratoria: confío en que este texto no despierte un aluvión de correos románticos en busca de una cita gratis :P. Defiendo a ultranza que quien me conoce en la vida real no sepa de Marina y que quien conoce a Marina no sepa de mi yo real , que es al fin y al cabo la que se enamoraría. El objeto de este texto era meramente desahogarme, no poner un anuncio en la sección de contactos usando mi blog de plataforma :)